Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe en tu email las últimas novedades y agenda de formación de BJ Adaptaciones

BJ Adaptaciones usará la información que nos proporciones en este formulario para estar en contacto contigo y para enviarte actualizaciones y promociones.

Puedes cambiar de opinión en cualquier momento haciendo clic en el enlace desuscribir que hay en el pie de página de cualquier correo electrónico que recibas de nuestra parte, o poniéndote en contacto con nosotros en info@bj-adaptaciones.com. Trataremos tu información con la máxima confidencialidad. Para obtener más información acerca de nuestras políticas de privacidad, visita nuestra web. Al hacer clic a continuación, aceptas que podamos procesar tu información de acuerdo con estos términos.

We use Mailchimp as our marketing platform. By clicking below to subscribe, you acknowledge that your information will be transferred to Mailchimp for processing. Learn more about Mailchimp's privacy practices here.

Un entorno personalizado para personas con síndrome de Down en los entornos multisensoriales SHX:

  • 17 noviembre, 2016
  • BJ Adaptaciones

Encontramos muchas variaciones en las preferencias y la tolerancia sensorial en las personas con síndrome de Down. Esto puede ser debido a que pueden presentar dificultad a la hora de procesar un estímulo que llega a través de varios sentidos.
Precisamente por las posibilidades que ofrecen las salas SHX de regular y dirigir estímulos podemos personalizar el entorno, maximizando las capacidades y compensando las limitaciones en todos los aspectos, también el sensorial.
Las posibilidades de aislar, intensificar o disminuir o combinar iluminación, proyección de gran tamaño, audio, vibroacústico, tubo de burbujas, fibra, etc. permiten que sea un espacio totalmente adaptado a lo que cada uno necesitemos.
Por ejemplo, para aquellos usuarios más sensibles al estímulo táctil que puedan presentar una actitud de defensa, podemos plantear actividades que combinen estos estímulos con los visuales, comenzando por un tacto más profundo y peso, por ejemplo con el haz completo de la fibra óptica, e ir introduciendo poco a poco estímulos táctiles más intensos y finos (por ejemplo, utilizando el final de los hilos de la fibra óptica).

Para aquellos usuarios más sensibles al estímulo táctil se puede recurrir a la fibra óptica como elemento intenso y fino.

Frecuentemente en las personas con síndrome de Down aparecen déficits auditivos y visuales. Podemos abordarlo en estos entornos, potenciando el uso de las capacidades residuales, intensificándolo y controlando cómo necesitamos que sea.
También podemos compensar con otros sistemas sensoriales, presentándolo de forma coherente por distintas vías y generando actividades placenteras en base a sus preferencias.
Además, gracias a los múltiples controladores del sistema SHX, puede suponer un entorno de aprendizaje de los diferentes tipos de acceso: un conmutador, un mando, incluso un ratón adaptado, fomentando la interacción con el entorno en base a su perfil sensorial.

Sigue leyendo…

Si lo prefieres, puedes descargarte el artículo completo en PDF

Más información

Si quieres más información sobre las ventajas, uso y características de las salas multisensoriales SHX, visita nuestra web, o contacta con nosotros en info@bjadaptaciones.com.
Nuestros expertos en SHX te ayudarán a configurar el entorno multisensorial más adecuado para tu centro u hogar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los objetos cobran vida con SHX Proximity